21 C
San Miguel de Tucumán
viernes, febrero 23, 2024
spot_img

Impuesto a las Ganancias: otro impacto del plan Motosierra sobre los salarios devaluados

La posible derogación de la ley que eliminó el impuesto a las Ganancias para la cuarta categoría a finales de septiembre significará un fuerte recorte a los trabajadores registrados y una brutal transferencia de recursos de los asalariados para pagar el mega ajuste anunciado por el Gobierno de Javier Milei. La medida que deslizaron anoche desde el Ministerio de Economía se sumará a los drásticos anuncios que achurarán los ingresos, como la eliminación de los subsidios a las tarifas del transporte, luz, agua y gas y de la fórmula que establece los aumentos jubilatorios, con el objetivo de barrer de un plumazo cinco puntos del PBI y alcanzar el equilibrio fiscal en 2024.

El Plan Milei: Ajustazo fiscal seguido de megadevaluación, para empezar

Si bien Caputo no confirmó que se volverá a cobrar Ganancias, luego de los anuncios el Ministerio de Economía publicó en la red social X (antes Twitter) un gráfico que precisa qué sectores podrían ser víctimas del Plan Motosierra, entre las que se precisa que el regreso del gravamen representa un 0,4 % del PBI. “La prioridad del gobierno es alcanzar el superátiv fiscal en el primer año de mandato. Los siguientes números reflejan el ajuste inevitable que enfrentaremos a fin de lograr ese objetivo”, remarcaron.

“Quieren la reversión de la ley. Esto implicará un impacto adicional para los trabajadores. Agravará el escenario en el que estamos, empeorará aún más la pérdida del poder adquisitivo derivada de la devaluación”, explicó a Página|12 el economista Hernán Letcher, titular del Centro de Economía Política Argentina (CEPA), que recordó además que la eliminación de Ganancias votada por el Congreso a finales de septiembre representó una recomposición salarial para el 10 por ciento de los trabajadores que tributaba el impuesto. “Si algún trabajador registrado que pagaba gnanacias y lo votó a Milei yo creo que lo va a repensar”, agregó.

“Antes de subir un impuesto me corto un brazo”

La medida que deslizó la cartera económica incluso va en contra de una de las principales banderas de Milei, quien en campaña graficó con crudeza que subir un impuesto se cortaría un brazo: en sus primeros pasos como Presidente, el ultraderechista pareció olvidarse de sus propias recetas vociferadas a gritos en estudios de televisión durante la campaña y además de Ganancias confirmó la suba del impuesto PAIS para las importaciones, que pasó de 7,5 % a 17,5 % de un plumazo y fue oficializado este miércoles en el Boletín Oficial.

El futuro del programa Compre sin IVA, que fue apoyado por el propio Milei en Diputados, también es un misterio: está vigente hasta el 31 de diciembre, pero para transformarse en ley falta la aprobación del Senado. Tras ganar las elecciones, Milei dijo que sostendría tanto la devolución del IVA como la eliminación de Ganancias, por lo que el panorama sobre el programa que devolvía hasta $18.800 por mes en compras realizadas con tarjetas de débito aún es un misterio.

Este miércoles, cuando en conferencia de prensa le preguntaron al vocero presidencial, Manuel Adorni, si se evaluaban medidas complementarias para mejorar el poder adquisitivo de los trabajadores y evitar la caída de los ingresos por el mega ajuste anunciado por Caputo, el flamante funcionario se desentendió del problema: “No entiendo específicamente a qué te referís con que va a impactar en los ingresos. La madre de todas las batallas es el déficit 0. Este paquete es el telón de lo que viene, lo que viene lo van a conocer en las próximas semanas”.

El impacto de derogar la eliminación del impuesto a las Ganancias

Para Letcher, la devolución de Ganancias “fue una fuerte recomposición salarial que permitió que parte del dinero sea volcado al consumo en un contexto de alta inflación”. “Aunque fuera para un segmento acotado, la recomposición fue un acierto político, porque era una demanda muy reclamada por los trabajadores. Había algo incluso aspiracional, el trabajador que no pagaba Ganancias quería ser alcanzado por el tope, aunque no quisiera que le cobren. Pero además, solucionó una cuestión operativa: había muchos trabajadores que entraban y salían, le cobraban un mes y otro no, no era un porcentaje menor, sino entre el 10 y el 15 %”, agregó Letcher.

El exviceministro de Economía de Massa, Gabriel Rubinstein, dijo a la AM750 que cobrar nuevamente Ganancias “tendrá un impacto fuerte para la clase media”. “Cuando haces un ajuste fiscal empezás a ver quién paga y quién no. Si vos no lo tocas, tenés que hacerlo con otro. Habría que ver qué es más justo y que no. Pero esto golpea fuerte a la clase media, creo que van a haber muchos reclamos salariales. Va a haber una caída del poder de compra”, sintetizó el economista.

ARTICULOS RELACIONADOS

REDES

0FansLike
0FollowersFollow
0SubscribersSubscribe
spot_img

MAS ARTICULOS